Noticias

Bancos, alarma en Palermo: “En un año cerraron 14 sucursales y 320 trabajadores menos”

#Bancos #alarma #Palermo #año #cerraron #sucursales #trabajadores #menos

Catorce sucursales cerradas y 320 trabajadores menos en un año en Palermo.
Estos son los datos relativos a los bancos extraídos del Boletín del Banco de Italia de marzo de 2022, que informan de la situación a finales de 2021 en comparación con 2020.
“Una tendencia que llevamos informando desde hace años, pero que no parece afectar a la política dirigido solo a ambiciones personales y lejos del mundo real y de cualquier planificación económica y financiera sobre el futuro de Sicilia “, declara Gino Sammarco, gerente regional Uilca Uil Sicilia.
Sammarco agrega:” Con la crisis que muerde, la pandemia, la guerra, la inflación en crecimiento exponencial, familias y empresas ya no encuentran sucursales bancarias en sus municipios y muchas veces terminan en manos de empresas financieras que ofrecen tarifas al límite de la usura cuando no son presa de nefastos usureros”.

Los datos de 2021, en comparación con 2020, referidos al conjunto de Sicilia, muestran 1.122 sucursales ABI frente a las 1.174 del año anterior (52 menos).
La provincia más afectada es la de Palermo, con 14 sucursales menos, Catania, 9 sucursales cerradas y Messina, 8 sucursales menos.
Trapani y Agrigento, 7 cierres.
Siracusa pierde 4 sucursales y Caltanissetta 2.
Los banqueros en Sicilia han disminuido en 526 unidades, entre despidos y jubilaciones anticipadas, pasando de 9.529 en 2020 a 9.003 en 2021.
La provincia más penalizada sigue siendo Palermo con 320 plazas menos, seguida de Messina, que desciende 53 banqueros, Catania menos 47, Agrigento menos 45, Siracusa menos 39, Caltanissetta menos 8.

Y las cosas podrían empeorar aún más según Sammarco: “En particular, debido a la fusión entre Cassa Risparmio Genova y Banca Popolare Emilia Romagna, otras sucursales desaparecerán dentro de unos meses en Sicilia.
E Intesa San Paolo y Unicredit también cerrarán sucursales.
Unos meses antes de las elecciones – concluye Sammarco – sería deseable que los candidatos al gobierno de la Región de Sicilia presentaran a los interlocutores sociales su programa sobre el crédito en Sicilia y sobre la lucha contra la usura también con respecto a las actividades financieras de Irfis-FinSicilia e Irca.
Un momento de claridad y de confrontación que podría llevar el caso de Sicilia a la mesa de los directores generales de los mayores bancos italianos”.